NutricioNeo | Creciendo como el bambú

28 febrero, 2019

Cuando un agricultor planta una semilla, sabe que va a precisar de unos cuidados, una tierra fértil, nutrientes, agua, abono, y protegerla de agentes que puedan entorpecer su desarrollo y crecimiento. Así también pasa con el bambú japonés. Sólo que en el caso de esta planta tan magnífica y resistente, desde el momento que plantamos la semilla hasta que vemos un verdadero cambio pasan unos 7 años. Para luego, en unas 7 semanas, ¡¡¡ver crecer el bambú hasta 30 metros de altura!!!

¿Es un cambio radical? Sí. ¿Pero ha ocurrido en sólo 7 semanas? No. El cambio visible sí, pero han hecho falta 7 años de desarrollo invisible. Invisible no es inexistente.

Como el bambú, en NutricioNeo sabemos que plantar y regar la semilla de una vida saludable puede ser una tarea no apta para impacientes. El objetivo de NutricioNeo es ayudar a la gente a cambiar de hábitos, a cambiar la actitud, a cambiar de vida. A través de las únicas herramientas de que se dispone para una ambición tal: motivación, disciplina, adherencia.

La motivación es el motor de arranque. Sin ella jamás llegaremos a plantar ninguna semilla. Después es necesaria la disciplina. Como en el transcurso del crecimiento del bambú, la disciplina es la parte menos vistosa. Requiere esfuerzo, constancia, y muchas veces sin ver nada tangible, sin éxito aparente. La adherencia es la inercia que hace el resto. Ese dinamismo automático, generado tras mucho tiempo de esfuerzo, que hace que el bambú de repente crezca a una velocidad perceptible por el ojo humano.

¿Alguna vez has podido apreciar cómo crece una planta? Dicen que así ocurre con el bambú. Y eso mismo ocurre con una vida saludable.

Con la motivación necesaria y la disciplina, un buen día germina algo. Y por fin se hace visible todo lo que se ha conseguido.

Algún recién llegado creerá que lo has conseguido en pocos días o semanas. Y plantará helechos. Pero jamás alcanzará la energía, flexibilidad y resistencia del bambú.

El proceso de cambio es así. No creemos en los milagros. Una vida saludable que se hace patente a través de un cuerpo ágil y fuerte, equilibrado, en una mente despierta pero tranquila, que genera plenitud y felicidad además de ausencia de dolor y enfermedad, es como el bambú.

Por eso en NutricioNeo apostamos por un cambio a conciencia. Nada de restricciones y fórmulas mágicas.

Se necesita buena siembra, esfuerzo, mimo, constancia y después llegará la recogida del fruto.

Cuando creamos NutricioNeo, Alicia y yo, Nerea, queríamos llegar a más gente. ¡¡A mucha!! De ahí concebir un sistema de enseñanza online. Pero nos gusta mantener nuestra toma de tierra conectando con la gente, a través de los talleres y a través de la consulta. No hemos dejado nuestros trabajos habituales. Lo que hacemos lo hacemos porque queremos sembrar en mucha gente la semilla del cambio.

E igual que el cambio que ofrecemos e igual que el bambú, no tenemos prisa por salir, pero tenemos la certeza de que juntos llegaremos alto.

Por Nerea Rivera

1 people reacted on this

Leave a Reply: